La carrera espacial por el control del tráfico aéreo

En el último número de la revista Air Traffic Management hemos tratado muchos temas relacionados con el espacio aéreo superior y la gestión de ese tráfico. Una cosa que estaba fuera del alcance de estos temas era cómo el control del tráfico aéreo y, en última instancia, la gestión del tráfico aéreo podrían ser ayudados por las comunicaciones en el espacio. En concreto, los satélites de órbita terrestre baja.

Los miembros de SESAR y los socios de la industria han puesto en marcha un consorcio para demostrar la viabilidad del uso de satélites de órbita baja para proporcionar comunicaciones de voz para la comunicación con las aeronaves mientras están sobre el océano. El objetivo del proyecto es demostrar cómo las tecnologías de comunicaciones, navegación y vigilancia basadas en el espacio pueden ayudar a optimizar el tráfico aéreo. Además, los objetivos serían aumentar la seguridad y reducir la huella de carbono de estos vuelos.

El problema actual es que los radares terrestres sólo llegan a unos 350 kilómetros de cualquier costa, lo que significa que el ATC no puede ver estos vuelos en sus sistemas de radar cuando se desplazan más allá de este punto. En la actualidad, los ATCO utilizan comunicaciones de radio y enlaces de datos de alta frecuencia para seguir la posición de los aviones. Aunque estas conexiones permiten la separación segura de las aeronaves y la comunicación con la cabina de mando a bordo, puede haber altos niveles de latencia que dan lugar a lapsos de tiempo en ambas direcciones.

El nuevo programa SESAR JU se denomina VOICE ("Reduced separations and improved efficiency based on Vhf cOmmunICations over LEO satEllites"). Se trata de un programa de dos años de duración para demostrar cómo la ATM puede beneficiarse del uso de satélites de órbita terrestre baja para conseguir comunicaciones de mayor ancho de banda y menor latencia. El objetivo es demostrar que las comunicaciones pueden producirse al mismo ritmo de frecuencia que cuando un avión está en tierra. Se incorporará el sistema ADS-B basado en el espacio para la vigilancia con el fin de garantizar una separación adecuada entre las aeronaves.

SESAR JU VOICE
SESAR JU VOICE programme

VOICE se fe financia en el marco del programa de investigación e innovación Horizonte 2020 (acuerdo de subvención 101017688), y entre sus participantes se encuentranIndra (coordinador), Enaire, EUROCONTROL, GOMSPACE A/S y GOMSPACE Luxembourg. Indra y Enaire han publicado su primer anuncio sobre este tema, pues los avances ya han comenzado.

Durante el programa se probarán tres casos de uso con interacciones de operaciones transfronterizas entre regiones de información de vuelo (FIR) adyacentes de diferentes países. Las pruebas esperan demostrar la viabilidad de que los ATCOs se comuniquen en tiempo real a través de distancias de 1.500 kilómetros. Los tres casos de uso son

  • Caso de uso 1: Uso de VHF por satélite para voz/datos y tecnología de vigilancia basada en el espacio, denominada vigilancia dependiente automática-Broadcast (ADS-B), sin cobertura terrestre;
  • Caso de uso 2: Uso de VHF por satélite para voz/datos y ADS-B como medio de contingencia/delegación;
  • Caso de uso 3: Uso de VHF por satélite para el intercambio de voz/datos y ADS-B en el espacio aéreo terrestre.

Será interesante seguir este programa, ya que seguramente habrá muchas lecciones aprendidas que también pueden traducirse en futuros planes de apoyo a la gestión del tráfico de clase E superior o ETM.

Focal Point Preview Image

SESAR JU VOICE

VOICE is funded within the framework of the Horizon 2020 research and innovation programme (grant agreement 101017688), and its participants include Indra (Coordinator), Enaire, EUROCONTROL, GOMSPACE A/S and GOMSPACE Luxembourg. Indra and Enaire have published their first announcement on this topic as the progress has already begun.

Three use cases will be tested during the program with interactions from cross-border operations between adjacent flight information regions (FIR) from different countries. The tests hope to show the feasibility of ATCOs communicating real-time over 1,500 kilometre distances. The three use cases are:

  • Use Case 1: Use of satellite VHF for voice/data and space-based surveillance technology called automatic dependent surveillance–Broadcast (ADS–B) without terrestrial coverage;
  • Use Case 2: Use of satellite VHF for voice/data and ADS-B as a means of contingency/delegation;
  • Use Case 3: Use of satellite VHF for voice /data and ADS-B exchange in terrestrial airspace.

This program will be interesting to track as there are bound to be many lessons learned that can also translate into future plans for support of Upper Class E traffic management or ETM.